EPA primer trimestre: El apoyo al autoempleo y el fomento empresarial claves para la mejora del mercado laboral

• Positivo aumento de empresarios sin asalariados – trabajadores independientes.
• Para las Cámaras, la debilidad del mercado laboral continuará en los próximos meses, superándose la tasa paro del 25% de la población activa.

Madrid 27/04/12. Los datos hechos públicos hoy por el INE reflejan un recrudecimiento del deterioro del mercado laboral en el primer trimestre de 2012. La nueva recesión económica que está sufriendo la economía española ha tenido una traslación inmediata en el mercado laboral. Los principales indicadores que ofrece la encuesta muestran un deterioro del mercado de trabajo. El número de ocupados desciende a una tasa anual cercana al -4% lo que supone 718 mil empleos menos en un año. Tanto hombres, como mujeres, todos los sectores económicos y la práctica totalidad de las comunidades autónomas registran caídas de la ocupación. Respecto al paro, la tasa se sitúa en el 24,44% a una decima del máximo histórico de 1994 (24,55%). El número de parados aumenta a una tasa anual cercana al 15% o lo que es lo mismo, unos de 730.000 parados más al año. De nuevo, todos los sectores y comunidades autónomas, así como ambos sexos, registran un empeoramiento a comienzos de 2012.

Para 2012, las Cámaras de Comercio prevén que el deterioro se vaya ralentizando en la segunda parte del año, aunque no se espera una mejoría del mercado laboral que permita reducir la tasa de paro. De hecho, las expectativas de contracción económica para 2012, supondrán que continúe la debilidad del mercado laboral y el incremento de la tasa de paro por encima del 25%.

Las dificultades del mercado laboral español y su persistencia en el tiempo están generando situaciones muy complicadas entre determinados colectivos, sectores y territorios. No deja de incrementarse el número de hogares con todos sus miembros en desempleo (1.728.400), la tasa de paro de los extranjeros es cercana al 37%, la de los jóvenes menores de 24 años es del 52% y comunidades como Andalucía, Canarias y Extremadura presentan tasas de paro superiores al 30%. Las dificultades generalizadas por sectores y territorios tienen que ser abordadas con actuaciones decididas que estimulen la actividad empresarial y la creación de empleo.

Propuesta Cámaras: apoyo al emprendimiento
El dato más positivo de la EPA hace referencia a la capacidad emprendedora de algunos de los parados y a la aportación de la iniciativa empresarial al empleo. Durante este trimestre ha aumentado la ocupación entre los trabajadores por cuenta propia en 46.000 personas. Principalmente, este incremento viene derivado de los empresarios sin asalariados y los trabajadores independientes que, en el último año, han aumentado en cerca de 80.000 personas. Para las Cámaras, es esencial fomentar y mantener esta capacidad emprendedora y de autoempleo, en una situación tan complicada como la actual, así como estimular la creación de empleo de estas nuevas unidades productivas.

Las Cámaras de Comercio consideran que la creación de empleo pasa por el emprendimiento y el fomento y apoyo al desarrollo de la actividad empresarial. En este sentido es imprescindible que las pymes puedan volver a acceder al crédito y se mejoren las condiciones en las que los emprendedores desarrollan e inician su actividad con apoyos financieros, fiscales, de simplificación regulatoria y administrativa y de asesoramiento. Las Cámaras reclaman un plan de fomento empresarial que pueda estimular el crecimiento y la creación de empleo.

Añadir a favoritos el permalink.